Desde 1963 ofreciendo la mejor música y el mejor ambiente de Barcelona

jukebox

El invierno de 1963 llenó de nieve Barcelona, más de medio metro de blanco cubría las calles de la ciudad del que fué uno de los inviernos más fríos del siglo XX en toda Europa. Esta meteorología anecdótica parecía metáfora de los momentos de tensión que se estaban viviendo entre los EEUU y la Unión Soviética. La guerra fría  con la Crisis de los mísiles de Cuba dejaba atrás un “otoño caliente”, así lo calificaron en política.

En Marzo de ese mismo año nacía Quentin Tarantino y  en  Dallas, Texas moría asesinado el presidente de los EUA John F. Kennedy. Mientras, en las radios sonaba el que fuese dos veces nº 1 en las listas de éxitos del 63.  “It’s my party (And I’ll Cry If I Want To)” de Lesley Gore.  Leslie tenía 16 añitos y fué su primer gran éxito… a pocos días de grabarlo sonaba en la radio y el disc jockey dijo: “esta era Lesley Gore, el dulce pastelito de Tenafly”, a los pocos días cuando se lebantaba para ir a clase, el césped de su patio estaba lleno de gente venida de todas partes !

El  panorama musical español sonaba fuerte con el ritmo beat  y los barceloneses Mustang arrasaban  con la versión de ”Quinientas millas”. Aquí en la ciudad de Barcelona la bonanza económica llegaba de la mano de las ayudas americanas y un naciente turismo. Llegaba a los hogares el Seat 600 !

La ciudad crecía, y abria sus puertas Les Enfants, la primera discoteca de la ciudad condal ! Les Enfants abría con algo que marcaba la diferencia con los otros locales de la ciudad. La máquina tocadiscos ! o lo que llamaríamos Jukebox… así fué como los clientes de Les Enfants se animaron a bailar mientra escogían sus discos favoritos y tomaban unas copas.

El local se convertía en pista de baile y nadie quería irse a dormir!